Publication:

Revista IMEF - 2020-04-01

Data:

El camino de la regulación bancaria

Análisis

POR FERNANDO GUTIÉRREZ

México cuenta con un sistema financiero sólido. Los bancos arrojan índices de solvencia superiores a los mínimos exigidos por la autoridad; sin embargo, el panorama actual de poco o nulo crecimiento económico obliga a hacer una revisión de hacia dónde tiene que ir la regulación para este sector con el fin de que tenga mayor incidencia en la recuperación económica del país. En este contexto, han surgido diversas propuestas, tanto del gobierno como de los actores del sector financiero, especialmente el bancario, y el Poder Legislativo, que buscan que la regulación sea más acorde al modelo de negocio de cada institución y, además, que el usuario final tenga más transparencia al momento de su relación con una institución financiera. Expertos coincidieron en que si se aplican las medidas regulatorias correspondientes se puede avanzar en dos temas fundamentales para el crecimiento del país: la inclusión financiera, el cual es un pendiente, pues más de la mitad de la población adulta (53%) no cuenta con un producto financiero formal, así como la penetración del crédito como proporción del PIB, que en México es de 38.2% cuando desde el gobierno de Enrique Peña Nieto se tenía como meta que éste llegaría a 40 por ciento. EL DIAGNÓSTICO Para la autoridad es claro el panorama que se tiene en la actualidad: una regulación acorde a los estándares de Basilea III, pues se busca blindar al sistema financiero de impactos negativos como ocurrió en otras partes del mundo tras la crisis del 2008. “Basilea tiene varios criterios prudenciales que se han ido aplicando en México tal cual se han aplicado a otras jurisdicciones como en Europa. Esas regulaciones tienen el espíritu de evitar que haya un colapso, que una entidad quiebre y que tengamos un problema de estabilidad”, comentó David Esaú López Campos, vicepresidente técnico de la Comisión Nacional Bancaria y de Valores (CNBV). De acuerdo con el funcionario, todavía falta estar a la par de lo que Basilea III recomienda, por lo que en los próximos meses vendrán nuevas disposiciones en términos de liquidez, con el fin de reforzar el blindaje al sistema financiero. LAS PROPUESTAS En los últimos meses ha habido expectativa dentro del sector financiero, especialmente en el bancario, sobre posibles anuncios por parte de la autoridad respecto a la regulación existente. Esto, debido a que desde marzo del 2019, funcionarios hicieron saber que se trabajaría en un tema toral para esta administración: la regulación diferenciada. Un año después de ese anuncio, todavía no hay pasos concretos sobre el tema; sin embargo, algunos reguladores han hecho saber que se trabaja en el diagnóstico de las áreas de oportunidad del tema, pues la regulación diferenciada ya aplica en el sector financiero. En este contexto, especialistas comentaron que la regulación diferenciada encajaría a la perfección para el sector bancario, pues dentro del universo de poco más de 50 entidades que lo componen hay una variedad de modelos de negocio, donde no a todos aplica la misma regulación que hoy se tiene. “Fomentar que otros intermediarios no bancarios o los bancos que se manejan en otros segmentos puedan participar para incrementar la penetración del crédito es fundamental, en ese sentido es que la regulación diferenciada parece una propuesta pertinente siempre que no se ponga en riesgo la estabilidad del sistema financiero. No hay que sobrerregular ni hay que pedir reglas iguales a quienes son desiguales”, explicó Enrique Díaz-infante Chapa, especialista en sector financiero y seguridad social del Centro de Estudios Espinosa Yglesias. Díaz-infante Chapa destacó que una regulación diferenciada permitiría que los actores del sistema financiero, como los bancos, puedan enfocarse en ampliar su cobertura con productos de crédito y, ahorro, lo que impactaría positivamente en temas de inclusión financiera. Para Mario Di Costanzo, expresidente de la Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros, la regulación diferenciada también puede ser una oportunidad de brindar a los intermediarios financieros incentivos para avanzar de forma más rápida en temas de inclusión. “Podemos decir que sólo algunos bancos que están generando inclusión financiera y con la regulación diferenciada también deberían ser de alguna manera favorecidos. Se debe buscar cómo generar mejores condiciones regulatorias, menos costosas para estos bancos, cómo inducimos a que la regulación genere mayor competencia entre la banca de consumo, incluido a los más grandes, a esto se debe de enfocar la regulación diferenciada”, indicó Di Costanzo. Para el exfuncionario, es necesario que la autoridad comience a dar los primeros pasos concretos sobre este tema para que el sector financiero se vuelva preponderante en la reactivación económica. ¿Y LAS COMISIONES? Uno de los temas que más sacudió al sistema financiero al inicio de la actual administración fue la propuesta del senador Ricardo Monreal, del Movimiento de Regeneración Nacional, de regular el tema de las comisiones bancarias, que a su parecer, tiene que hacerse por la gran rentabilidad que este concepto deja a los bancos, a costa del bolsillo de los usuarios. En este contexto, la banca se dice dispuesta a trabajar en el tema, incluso recientemente anunció que de las casi 5,000 comisiones que se tienen registradas, este número podría bajar sustancialmente durante este año, sin necesidad de una reforma de por medio. Para Di Costanzo el tema no está en reducir el número de comisiones, sino el porcentaje de algunas que aplican a ciertos productos: “No es tanto el número de comisiones, porque si nosotros vemos, son 19 comisiones las que generan 80% de los ingresos a la banca, entonces de nada sirve reducir el número de comisiones, lo que hay que reducir el nivel y las comisiones que se aplican a ciertos productos”. En la actualidad existe un proyecto, ya enriquecido con propuestas de los bancos y autoridades, que está a la espera de ser discutido en el Poder Legislativo, orientado más a la transparencia en servicios financieros. Díaz-infante Chapa mencionó que tanto el tema de las comisiones y la regulación diferenciada podrían abonar a fortalecer el sistema financiero mexicano y, a su vez, que éste sea una pieza clave para el desarrollo del país.

Images:

Categories:

Revista IMEF

© PressReader. All rights reserved.