Publication:

Previsión - 2021-04-27

Data:

CONTRIBUYEN LAS FINTECH A TRANSFORMACIÓN DE ENTIDADES DE CRÉDITO

CAPACITACIÓN

ALBA SERVÍN alba.servin@eleconomista.mx

El número de personas que están accediendo a los servicios financieros a través de las plataformas digitales es cada vez mayor, por lo que el reto de las instituciones financieras en México es avanzar en la transformación tecnológica de sus productos para llegar a un mayor número de usuarios de manera segura. En el marco del webinar “Tecnología, Fintech y Ciberseguridad” organizado por El Economista expertos coinciden en que las nuevas herramientas tecnológicas están contribuyendo al crecimiento de la banca digital en México y ahora a causa del confinamiento social que provocó la pandemia se ha acelerado aún más, sin embargo todavía hay un camino largo por recorrer. “Revela el Instituto Mexicano de Competitividad que el 90% de la población tiene acceso a un smartphone, sin embargo, sólo el 36.9% tiene una cuenta bancaria de manera formal, esto supone que hay una enorme oportunidad en la banca digital mexicana y que por otro lado a causa de la pandemia muchas personas por primera vez están accediendo a plataformas digitales que nunca en su vida lo habían hecho”, indicó Mónica Hernández, Chief Information Security Officer de Banco Sabadell en México. Mónica Hernández señaló que la evolución del sector también está generando un cambio de cultura de los usuarios, pues ha crecido la confianza en estos servicios digitales por lo que ahora el reto es también garantizar la seguridad de la información. “En mi opinión la banca digital tiene tres retos, el primero es de cara a los usuarios, me refiero a crear esa cultura y robustecer la concientización; el segundo es en la parte interna de los bancos, donde la seguridad en la información debe crecer de manera acelerada con la tecnología; y el tercero es el de regulación, que esta nos acompañe en ese crecimiento acelerado, que no sea un freno para los bancos”, indicó la experta de Sabadell. Por su parte Fuencisla Gómez Martín, directora general adjunta de Digital e Innovación de Santander México, reconoció que si bien la entrada de las fintech aceleró el proceso de transformación digital de la banca, todavía faltan temas internos por resolver. “Hay una parte crítica aquí, a pesar de que muchos mexicanos tienen un teléfono móvil, mucha de esta gente no tiene un plan de datos y al no tenerlo no puede tener acceso a la banca digital. Así como también en la parte de la experiencia del cliente, a México le queda un camino por andar, ya que ésta debe de ser sencilla, las apps tienen que ser menos pesadas y funcionales para lo que el cliente sí quiere en su vida diaria”, indicó Gómez Martín. “Nos queda una parte interna muy concreta, y es tecnificarnos a nivel de procesos analógicos porque todavía son muy manuales y se deben automatizar ya que no nos permiten avanzar al mismo tiempo que avanzan las fintech que son los nuevos jugadores y lo que están haciendo y hay que reconocerlo es que están acelerado el proceso de transformación de la banca en México y en el mundo”. En su participación Sinead O´Connor, chief digital Officer de Citibanamex, agregó que al digitalizar a la banca también se busca avanzar en dar una mejor experiencia al cliente en los servicios que se ofrecen con mayor agilidad, rapidez y eficiencia. “Creemos que la banca será cada vez más invisible para el usuario, las transacciones serán más fluidas y simples donde incluso el cliente ya no tenga que acudir a una sucursal”, señaló. Por su lado, Luis Enrique de la Vega Madrigal, director corporativo de sistemas y desarrollo tecnológico de Monex, coincide en que ante este crecimiento digital del sistema financiero a las fintech se les debe aprovechar como un complemento para llegar a más población. “La banca está evolucionando y pensamos en que las fintech son un complemento, no un competencia, pero también las mismas fintech se pueden generar dentro del banco, pueden atraer a más clientes y darles una experiencia más sencilla”. Agregó que ahora el compromiso está también en brindarles a sus clientes la seguridad no sólo dentro de los mismos bancos sino también afuera. CIBERSEGURIDAD Fuencisla Gómez consideró que si bien hay procesos que la banca debe automatizar también se debe tomar en cuenta que es prioritario proteger el dinero del cliente. Indicó que el principal problema es que en México no se castiga a la ciberdelincuencia como en otros países, por lo que como instituciones han tenido que ir implementando también estrategias para proteger la información. “Tenemos herramientas basadas en data y en redes neuronales que toman todos los casos que hay nivel mundial y van comparándolos para ver si el mismo delito se repite en otros lados y de esta manera buscar proteger la información en tiempo real”, indicó. “Para los bancos nuestra promesa de valor de la marca es la seguridad del dinero del cliente y sobre eso debe estar basado toda la tecnología para proteger el dinero del cliente”. Así también. Mónica Hernández opina que no sólo se trata de implementar nuevas tecnologías, servicios o productos también a la par se debe acelerar el crecimiento de la seguridad de la información y en eso el regulador debe poner prioridad. “Hay que pensar a la par en poner medidas muy estrictas de seguridad de la información, hay datos que revelan que hoy en día durante la pandemia de un 5 a 9% de los sitios que hablan de Covid-19 son sospechosos y que también ha incrementado un 66% las visitas a sitios web fraudulentos”, advierte. Finalmente Sinead O´Connor agregó que como banco se debe seguir trabajando en concientizar al cliente en no exponer sus datos personales lo cual se ha hecho a través de múltiples campañas publicitarias. Agregó como gremio se deben unir para compartir información relevante y protegerse ante los riesgos que también ha traído el avance de la tecnología. “La campaña más fuerte que estamos impulsado es que si te llaman del banco cuelgues inmediatamente y tú llames después, tenemos que concientizar al cliente de esos riesgos”.

Images:

Categories:

El Economista

© PressReader. All rights reserved.